FANDOM


9972056

Los Hannya son demonios de mujeres consumidos por los celos. Son demonios femeninos, también llamados Kijo, que aparecían comúnmente en las historias del teatro noh. En la actualidad las máscaras de este tipo de demonio también reciben este nombre, por lo que lo más probable es que si se te ocurre la idea de buscar un Hannya en Japón, alguien te traiga una máscara, en vez de uno auténtico (casi que para tu fortuna).

Existen tres tipos de Hannya, según el nivel de maldad que tenga… o cuanto le hayan llegado a dominar los celos. El primero y más débil es el Namanari, es una mujer que aún conserva la apariencia humana, pero que ya le asoman dos cuernecitos en la cabeza. Utiliza la magia negra para hacer malas acciones y atacar a la fuente de sus celos. Pese a que es un ser malvado aún tiene posibilidad de volver a recuperar su humanidad.

El segundo es la Hannya de tipo Chunari, más poderosa y terrible que una Namanari, pero que aún no ha sufrido una transformación total y puede ser salvada con budistas. Las Chunari tienen cuernos y colmillos, grandes y afilados, y su rostro se ha transformado en el de un demonio. También su magia es más poderosa.

Kch0151

Y por último las Hannya más poderosas, las Honnari. Ellas ya son demonios completos, con cuerpos serpentinos, respiración de fuego y una magia negra tan potente como temida. Aquellas mujeres que alcanzan este nivel de celos ya se quedan atrapadas en el cuerpo del demonio hasta el final de sus días.

Aunque presumiblemente la leyenda fue antes de la intrusión del personaje en el teatro noh, este ha llegado hasta nuestros días por su popularidad en dicho arte. Las Hannya más famosas con la señora Rokujô de la obra Aoi no Ue, Kurozuka de Kurozuka y Kiyo-hime de Dôjô-ji.