FANDOM


El súcubo (del latín succŭbus, de succubare, «reposar debajo»), según las leyendas medievales occidentales, es un demonio que toma la forma de una mujer atractiva para seducir a los varones, sobre todo a los adolescentes y a los monjes, introduciéndose en sus sueños y fantasías. En general son mujeres de gran sensualidad, y de una extrema belleza incandescente, a veces con alas.
1-1413415677
La palabra «súcubo» proviene de una alteración de la palabra succuba; La propia palabra deriva del prefijo sub- que significa «debajo de, debajo», y del verbo cubo, cubare, que significa «yacer». Por lo tanto, el súcubo es alguien que queda bajo otra persona, mientras que un íncubus (latín in-, la posición en este caso es «encima») es alguien que queda sobre otra persona.

La apariencia de los súcubos varía, en general, tanto como la de los demonios; no hay ninguna apariencia o representación definitiva. Sin embargo, se suelen pintar casi universalmente como seductoras mujeres desnudas o con ropas muy pequeñas y reveladoras, con una belleza no terrenal, a menudo con alas demoníacas. De vez en cuando, se les dan otros rasgos demoníacos, como pueden ser los cuernos, una cola con una punta terminada en triángulo, ojos de serpiente, colmillos, serpientes enrolladas a su cuerpo, etc. A menudo, simplemente aparecen en los sueños como una mujer atractiva y desnuda de la que la víctima no puede deshacerse de ella ni olvidarla, incluso después de despertar.

Tienen la capacidad de manifestarse en la mente consciente y hacen que podamos experimentar todas las estimulaciones físicas y sentimientos que tienen lugar durante el contacto sexual con una persona física. Estas entidades demoníacas se revelan a las personas principalmente durante las horas nocturnas, pero también pueden llegar a manifestarse en cualquier momento del día. Muchas personas afirman haber visto como cuerpos espirituales aparecen de la nada y los someten a diversos actos sexuales. Aunque la sensación no es nada agradable ya que estas entidades son violentas y atacan a sus víctimas mediante fuertes golpes o la asfixia.

Otras sensaciones a tener en cuenta es que el ataque de súcubos causa unos impulsos sexuales abrumadores en el cuerpo de sus víctimas. Sabrás que estás siendo atacado por estas entidades demoníacas si los impulsos sexuales son tan fuertes que no se pueden controlar. Esto puede suceder en cualquier momento, pero tienden a ser más común cuando se está durmiendo. Estos impulsos aparecen repentinamente sin previo aviso; en momentos que parecen inapropiados; o sin estímulos externos; y no puedes hacer nada para controlarlos.

Esta página utiliza contenido de Wikipedia (ver autores) con licencia Creative Commons.


El contenido de esta página a sido recopilada parcial, o totalmente de Mundo esotérico paranormal